jueves, 28 de febrero de 2013

Pan de espiga

Hacer pan casero es entretenido y gratificante. Qué alegría saber lo que comes y sobre todo comer algo que uno mismo ha preparado!!

Vamos a ello! Necesitamos:

-500 gr de harina de trigo.
-8 gr de levadura fresca.
-260 ml de agua, de la cual 20 ml tenemos que ponerla algo tibia.
-10 gr sal.

En un bol ponemos la harina y hacemos con la mano una especie de volcán. En el hueco que hemos preparado ponemos un poco del agua, pero que esté tibia, ya que tenemos que añadirle la levadura y deshacerla. A continuación incorporamos la sal y el resto del agua.
Mezclamos todo hasta conseguir una masa homogénea.
Ahora necesitamos una superficie amplia para darle un poco de caña a nuestra masa, ponemos harina para evitar que se nos pegue y empezamos a amasar. Amasamos durante un par de minutos hasta que veamos que nuestra masa es más consistente y dejamos reposar unos 10 minutos cubriendo con un paño húmedo.
Pasado el tiempo toca amasar un poco más, pero esta vez cerca de 10 minutos, y esto hay que cumplirlo. Amasamos hacia afuera y con la mano volvemos a traerla hacia nosotros. Si vemos que la masa se nos pega, añadimos algo más de harina pero cuidado de no añadir mucha.
Pasado los diez minutos amasando, hacemos una bola con la masa y tenemos que dejarla reposar una hora y media, tapada con un trapo húmedo.
Pasado éste tiempo, voleamos nuestra masa, que consiste en darle un poco de aire amasando con ligeras vueltas circulares. Después damos forma a la masa, haciendo un especie de rodillo con ella, largo y grueso. Ponemos el horno en funcionamiento a unos 200 grados. Colocamos la masa en la bandeja y la dejamos otra vez reposar una media hora.
Cuando pase la media hora y con la ayuda de unas tijeras, le damos unos cortes a la masa sin romperla del todo y el trozo cortado lo giramos a la derecha y el siguiente hacia la izquierda, así progresivamente hasta hacer nuestra espiga. Con la ayuda de un pincel pintamos el pan con aceite de oliva y espolvoreamos un poco de harina por encima.
Sólo falta poner en el horno y cocer unos 30 minutos.

Es fácil aunque sí es verdad que tenemos que respetar los tiempos, no tenemos que ser impacientes. Espero que lo intentéis y podáis disfrutar de un pan casero hecho por vosotros.


viernes, 22 de febrero de 2013

Modo pastelero!!

En esta tarde fría y lluviosa...qué mejor que hacer una buena tarta!
Nunca habéis querido hacer una magdalena gigante??Pues yo hoy creo que lo he conseguido jaja.
Con la misma receta de las magdalenas que tenéis en este blog, pero poniendo toda la masa en un molde para tartas.
Aquí la tenéis!!



Pollo Tailandés

Hola a todos, para hoy vamos a presentar otra receta con pollo como ingrediente principal, como veis es un ingrediente que va con casi todo y además me encanta!!jeje

Para este plato vamos a necesitar algunas cosas que no se encuentran en el súper, pero no os asustéis porque podéis encontrarlos en una tienda de productos orientales, que seguro que tenéis una más cerca de lo que pensáis!

Ingredientes:

-Una pechuga de pollo.
-Leche de coco.
-Limoncillo (hierva de limón).
-Guindilla.
-Ajo.
-Zumo de Lima.
-Fideos de arroz.

Cortamos la pechuga en dados pequeños y aderezamos con un poco del zumo de lima, guindilla cortada fina y sazonamos. En una sartén con un poco de aceite, ponemos el ajo y doramos un poco, añadimos el limoncillo y dejamos que suelte un poco su jugo. Ponemos el pollo y el resto de zumo de lima, cocinamos y bañamos con la leche de coco. Tenemos que dejarlo cocer a fuego lento unos 10 minutos.
Ahora ponemos agua a cocer y cuando este hirviendo añadimos los fideos de arroz, pero cuidado con este paso porque tarda nada en hacerse, es más o menos un minuto. Cuando los tengamos podemos picar un poco más de guindilla y ponerlo por encima.

A disfrutar, buen provecho!!








martes, 19 de febrero de 2013

Haciendo MM

MM= Masa madre para el pan casero!!
Todavía me queda un largo camino pero espero que no se me haga muy largo!!

La masa madre es un sustituto de la levadura química usada en la panadería.

Lo que vamos a tratar de hacer es crear las condiciones adecuadas para “capturar” las levaduras y bacterias presentes en el aire y los alimentos. Más tarde, usaremos esta masa madre para hacer pan.

Antes de la levadura industrial (que apenas tiene siglo y medio), el pan se fermentaba siempre con levadura natural. La levadura natural otorga al pan un sabor que la comercial sencillamente no puede dar. Además, altera todas las características de una hogaza: miga, corteza, duración, preservación de la humedad, etc.

Para crear esta casa a nuestros “bichitos” necesitamos un recipiente, un viejo bote de mermelada valdrá; al ser de cristal, podremos ver en todo momento cómo la naturaleza va haciendo su labor. Los bichos se alimentarán de la harina y soltarán gases (que luego se quedan atrapados en el pan como burbujas en la miga). Por esto haremos un agujero en la tapa del bote, para que no sea hermético al 100%.

El proceso dura 4 días; durante este tiempo siempre intentaremos tener el bote con la misma cantidad de masa madre (aproximadamente lleno hasta la mitad, con una consistencia de pasta densa).

Debido a que cada noche tendremos que “alimentar” a nuestro huésped, deberemos desechar la mitad de la masa para hacer sitio al nuevo alimento.

Yo hoy empiezo el proceso:

DÍA 1: Mezclamos en un tarro o un bol 50 gramos de harina y 50 cl. de agua. Y a esperar!!

Día a día os iré contando!!

Crumble de frutos rojos

Postre original del Reino Unido, fácil de preparar y con el que quedarás muy bien sí tienes invitados.
Crumble puede traducirse como costra, el postre en sí esta formado por una base de fruta y cubierto con mantequilla, azúcar y harina.

Vamos a necesitar ( para 4 pax):

-200 gramos d mantequilla.
-300 gramos de harina ( preferiblemente harina integral, aunque la blanca no le va mal).
-175 gramos de azúcar.
-200 gramos de frambuesas.
-150 gramos de arándanos.
-Un poco de nata fresca 30% materia grasa.

Precalentamos el horno a 180 grados.

En un bol mezclamos la mantequilla, la harina y el azúcar, tenemos que conseguir una mezcla arenosa, vamos que tiene que quedar con grumos.

En un recipiente apto para el horno ponemos los frutos rojos en la base y a continuación espolvoreamos nuestra masa por encima, cubriendo bien. Metemos en el horno y esperamos unos 40 minutos, hasta que tengamos una capa crujiente.

Ahora sólo toca servir y añadirle lo que en Inglaterra llaman double cream, que aquí en España tenemos como nata espesa, es decir con un 30% de materia grasa. Podemos encontrarla en el Carrefour como Crème fraîche.

Gracias a María por su receta, está buenísimo!!

Buen provecho!!









sábado, 9 de febrero de 2013

Ensalada con salsa de yogur

Ingredientes:

-Media lechuga.
-Una zanahoria pequeña.
-Media cebolla.
-Un pepino.
-Unas cuantas tiras de pollo ( podemos utilizar pollo asado o frito ).

Para la salsa:

-1 yogur (natural o griego).
-Zumo de un limón.
-3 cucharadas de mayonesa.
-Cebollino.
-Media cucharada de miel (opcional)


Limpiamos y cortamos la lechuga en tiras finas, pelamos el resto de los ingredientes y cortamos ( la cebolla en juliana, la zanahoria y el pepino en trozos chicos) , en una ensaladera los mezclamos. Sacamos el zumo de un limón y añadimos un poco a la ensalada, mezclando a continuación todo muy bien.
Si escogemos pollo asado solo tenemos que incorporarlo a la ensalada. Si tenemos en casa pechuga de pollo, podemos hacer unas finas tiras y cocinarlas hasta que estén doradas y un poco crujientes.
En un bol mezclamos el yogur, la mayonesa, la miel y el cebollino, mezclamos bien hasta conseguir una salsa fina. Añadimos la salsa a la ensalada y ponemos un poco de pimienta negra.
Ya tenemos lista una ensalada bien fresca y diferente para acompañar muchos de nuestros platos.

Buen provecho!!

Dorada al horno

Hoy vamos a preparar otro plato fácil, rico y apto para todas las dietas, ya que no lleva casi nada de grasa y los productos utilizados son todo naturales.


Vamos a necesitar: (para dos personas)

-Una dorada grande.
-Una patata.
-Media cebolla.
-Una zanahoria. 
-Un tomate.
-Un poco de vino blanco.
-Aceite, sal, limón, laurel y pimienta negra.

Empezamos??

Encendemos nuestro horno y lo pre calentamos a 180 grados.

Pelamos la patata, la zanahoria y la cebolla. Cortamos la patata en rodajas finas, y la cebolla y la zanahoria en juliana también fina. En una fuente de cristal apta para el horno, montamos la patata, zanahoria y cebolla haciendo como una cama y a continuación cortamos el tomate en rodajas y lo añadimos también a la fuente, salpimentamos, ponemos dos hojas de laurel y un poco de aceite. Metemos la fuente en el horno y cocinamos durante unos 15 minutos.



Limpiamos la dorada (normalmente ya el pescadero te la limpia bien), cortamos una rodaja de limón por la mitad y se la ponemos al pescado justo en la tripa, salpimentamos bien por ambas partes y cuando hayan pasado los 15 minutos lo metemos en la fuente encima de toda la verdura y ponemos un chorrito de vino blanco.





Dejaremos cocinar de 35 a 40 minutos bajando la potencia del horno a 140 grados.

CONSEJO: Metemos antes la patata, zanahoria y cebolla, ya que tardan más en cocinarse que el pescado, así tendremos todo bien jugoso y en su punto.

Cuando haya pasado el tiempo, sacamos del horno y podemos poner sobre la dorada un poco de perejil picado, para darle un poco más de color.

Bueno ya os digo que este plato esta buenísimo, la dorada conserva todo su sabor y lo podéis acompañar con una buena ensalada, es fácil de preparar y una buena manera de comer un poco de pescado.

Buen provecho!!


viernes, 8 de febrero de 2013

Pimientos rojos asados

Rico, fácil y rápido.
Lo puedes utilizar como ensalada, acompañamiento de carnes y pescados o para salsas. Todo natural y con poca grasa, apto para dietas y con todo el sabor!! Vamos a ello!!

Que vas a necesitar??

-4 pimientos rojos medianos.
-Una cebolla.
-Aceite, sal y vinagre.

Precalentamos el horno a 200 grados. En una bandeja de horno ponemos papel de aluminio, limpiamos y secamos bien los pimientos y los colocamos en la bandeja con un chorrito de aceite y sal.
Bajamos la temperatura del horno a 180 grados y cocinamos los pimientos durante 50 o 60 minutos, hasta que estén bien tiernos.
Una vez pasado el tiempo, tenemos que dejar que se atemperen, ya que será más fácil pelarlos y sobre todo no nos quemaremos!
Cuando estén templados empezamos a pelar los pimientos y los ponemos en una bandeja, una vez tengamos todos los pimientos pelados, cortamos en finas tiras y mezclamos. Cortamos en fina juliana la cebolla (yo he utilizado cebolla blanca y morada, para darle algo más de color), mezclamos todo bien, probamos de sal y terminamos con un poco de aceite y vinagre, pero no mucho.

Sólo queda comer...buen provecho!!





miércoles, 6 de febrero de 2013

Pasta al Pesto

La salsa Pesto es una de las salsas más conocidas de la cocina italiana y de la cocina internacional pero a pesar de su popularidad no son muchos los que se atreven a preparar esta salsa. Las razones pueden ser el precio de los piñones (el paquete suele estar a unos tres euros ) y la necesidad de utilizar albahaca fresca.

Si no encuentras los piñones puedes sustituirlos por almendras (pesto de almendras), que le darán un toque distinto a la salsa, pero la albahaca fresca no es sustituible por la seca. Si no encuentras albahaca fresca es mejor dejar esta receta para otro día que consigas esta aromática hierba.

Para dos personas necesitaremos:

-15 gramos de albahaca fresca (no vale albahaca seca).
-30 gramos de piñones (unas 4 cucharadas).
-30 gramos de parmesano.
-1 diente de ajo.
-8 cucharas de aceite de oliva.
-Media cuchara pequeña con sal.

Ponemos en un bol los ajos picados, la albahaca y los piñones. Con una batidora molemos hasta conseguir una pasta. Ahora incorporamos el aceite y el queso y batimos de nuevo. Sí queremos que nos quede más ligera la salsa podemos añadir un poco de agua templada. Mezclamos todo bien ponemos sal y lista para utilizarla!!

En una cazuela ponemos agua a cocer y cuando esta hierva añadimos la pasta (podemos escoger la que más nos guste), ponemos sal y unas gotas de aceite.

Ahora podemos elegir entre usar una salsa de tomate ya preparada o hacerla nosotros. Sí nos decidimos por lo segundo podemos poner en el horno unos 5 tomates tipo pera, con tres o cuatro dientes de ajo sin pelar y unas hojas de laurel. Cocinamos a 150 grados durante una hora. Cuando estén listos dejamos atemperar y los pelamos. En una sartén ponemos los tomates, añadimos un poco de sal y azúcar (para quitarles acidez) y lo dejamos unos diez minutos a fuego medio para terminar de freír.

Escurrimos nuestra pasta y emplatamos. Cubrimos con la salsa de tomate y coronamos con la salsa Pesto.

A disfrutar!!buen provecho!!